|

James Bond ‘No Time To Die’ Llegó la hora del adiós

no_time_to_die
James Bond ‘No Time To Die’ Trailer Oficial

Es tiempo de despedirnos de Craig, Daniel Craig. La más reciente entrega de James Bond ‘No Time To Die’ será la quinta y última película en la que el actor británico interprete al agente 007. Sin embargo, el tan esperado lanzamiento tuvo que aplazar su fecha de estreno para el 2021. Pero, mientras esperamos, ¿por qué no hacer un recuento de la carrera de Craig como James Bond?

El primer James Bond de Daniel Craig

En 2006 se estrenó Casino Royale, la primera película en la que Daniel Craig se pone el trae de James Bond he intenta llenar sus zapatos. Pero no es solo el debut de Craig, sino también de Bond con su nuevo código “00” con “licencia para matar”. Su inexperiencia no es impedimento para luchar contra Le Chiffre (interpretado por Mads Mikkelsen), aunque aún debe aprender a controlar su ego y jugar mejor al póker. El singular humor de James Bond viene acompañado de traiciones y mucha acción. Además, seguimos viendo a Judi Dench en el papel de M, quien lo interpretó por primera vez en GoldenEye 1995. Ambas películas fueron dirigidas por el neozelandés Martin Campbell. También destacan las actuaciones de Eva Green como Vesper Lynd y de Giancarlo Giannini como René Mathis.

Intro de Casino Royale

Pero la magia no la encontramos solamente en los ojos azul eléctrico de Craig, pues la música y el intro son elementos muy representativos. Para esta nueva entrega de James Bond querían que la canción insignia de la película tuviese un tono fuerte y diferente al de las películas anteriores. Es por eso que la interpretación de You Know My Name estuvo a cargo de Chris Cornell, reconocido por ser el vocalista de Audioslave. ¿Les suena la canción Like a Stone?

La confianza en Quantum of Solace

La secuela de Casino Royale deja de lado Montenegro para trasladarnos a Bolivia. En 2008 Daniel Craig nos vuelve a sorprender en Quantum of Solace. La traición del guardaespaldas de M (Judi Dench), agente Craig Mitchell, durante el interrogatorio de Mr. White en Italia lleva al MI6 a buscar quién está detrás de todo esto.

Y aunque Bond pretende engañarnos a todos, sabemos que inicia esta búsqueda por vengar a su querida Vesper y no tanto por cumplir con su deber. Esto lo conduce a conocer a Camille Montes (Olga Kurylenko) y a Dominic Greene (Mathieu Amalric). La primera se convertirá en una aliada, mientras que Dominic es otro enemigo al cual desenmascarar. También nos volvemos a encontrar con el agente encubierto de la CIA Felix Leiter (Jeffrey Wright). Sin embargo, vemos que a Leiter no le hace gracia trabajar con el corrupto jefe de la CIA de la sección América del Sur, Gregg Beam (David Harbour).

El monopolio del agua en Bolivia, una posible dictadura militar y un inmenso desierto hacen parte de esta segunda entrega de James Bond con Daniel Craig. Sin embargo, el agente no solo es ahora más prudente sino también más temerario. Lo vemos saltando botes en moto y pilotando aviones, todo sin perder su encanto. Pero, así mismo, debe enfrentarse a obstáculos más difíciles de sortear ¿Están todos en su contra o aún tiene amigos en quienes pueda confiar? Desmantelar la organización Quantum no es tan fácil, pero Bond siempre se sale con la suya.

Another Way To Die es el nombre de la canción oficial en esta ocasión. La poderosa voz de Alicia Keys, junto con la habilidad multiinstrumental de Jack White, nos da como resultado un dúo ardiente. Y, en cuanto a la dirección, tenemos a Marc Forster a la cabeza.

¿Quién es realmente James Bond?

Cuatro años después de Quantum of Solace, el agente secreto 007 regresa a la acción en ‘Skyfall‘. Debido a los problemas financieros de la productora Metro-Goldwyn-Mayer las grabaciones de la siguiente película de James Bond tuvieron que frenarse hasta 2012. Durante este lapso de tiempo el director Sam Mendes preparó el guión de la película. Y debemos decir que los resultados son magníficos.

Si aún no la han visto, ya les adelanto que deben tener una caja de pañuelos al lado, a menos que no sean tan sensibles como nosotros. Pero ¿qué es lo que hace que esta entrega de James Bond tenga tal nivel de emocionalidad? Bueno, ya no solo serán las acrobacias y las balas lo que entretenga nuestra atención. La película es llevada a un nivel más personal, empezando por plantearnos la pregunta de quién es James Bond. Pero no es todo, pues su relación con M (Judi Dench) y el histriónico villano a quien deben enfrentar también son piezas fundamentales.

Todo inicia con el juicio que enfrenta el MI6 ante el gobierno británico por ser catalogada como una agencia innecesaria. Esto ocurre tras una misión fallida que pone en riesgo las vidas de muchos agentes secretos. Pero además deben luchar por otro flanco, pues el sistema de la agencia secreta es hackeado y sus instalaciones estallan en mil pedazos por una bomba. Las evidencias son claras, alguien que conoce bien MI6 los ataca desde adentro.

Si se preguntan por el paradero de nuestro carismático agente en estos momentos, debemos decir que se encuentra disfrutando de la muerte en una playa paradisiaca. No, no es lo que se imaginan. No habría película si desde el principio el protagonista está muerto, a menos que sea American Beauty.

Durante la misión fallida que ya mencionamos, la compañera de campo de Bond, Eve Moneypenny (Naomie Harris), le dispara sin quererlo tras recibir la orden de M de asesinar al atacante que estaban persiguiendo. Pero tras la explosión en Londres, 007 vuelve para poner a prueba no solo su capacidad de resurrección, sino también su relación con la lider de la agencia.

La mente maestra de Raoul Silva (Javier Bardem) planeó durante años el ataque para vengarse de M. ¿Por qué? Bueno, no queremos hacer spoiler. Además, la actuación de Bardem nos dejó los pelos de punta, cosa que deberían ver ustedes mismos. Pero sí decir que el equipo cuenta ahora con nuevos integrantes. M, Bond y Tanner (Rory Kinnear), además de incluir a la tan esperada Moneypenny, tienen las ingeniosas armas de Q (Ben Whishaw) y el apoyo de Gareth Mallory (Ralph Fiennes).

Es una explosiva fusión entre fuego y hielo. Pero buscar el equilibrio entre los profundos sentimientos y la frialdad metódica que debe tener un agente como James Bond es una ardua tarea. Sumado a todas estas sensaciones, la pegajosa y potente canción de AdeleSkyfall’ es la cereza en el pastel. Fue ganadora de dos Óscar y un Globo de Oro.

Desde las sombras

El abanico de enemigos de Bond es bastante amplio. Todos son diferentes en tamaño, forma e ideología. Unos corruptos, otros avaros y, como no, todos un poco perturbados. Pero les gustan los reflectores y ser el centro de atención en la fiesta, aunque hagan negocios sucios debajo de la mesa.

Sin embargo, debe ser terrorífico darse cuenta que ellos eran piezas de un gran rompecabezas (literalmente) que se armaba en las sombras. En la segunda película que dirige Sam Mendes de James Bond, en realidad son los muertos quienes indican el camino. Los espectros del pasado vuelven para atormentar al agente 007 y, por tanto, al MI6.

Es así como lo que pudo ser una habitual celebración del Día de los Muertos en México, desencadeno en la suspensión de Bond y, de nuevo, la puesta en duda de la efectividad de la agencia secreta. La muerte de Marco Sciarra conduce a Bond a la viuda Lucia (Monica Bellucci), quien a su vez le habla de la organización a la que pertenecía su esposo. ¡Oh sorpresa! cuando vemos que Franz Oberhauser (Christoph Waltz) es quien ha estado detrás de la mesa todo este tiempo. ¿No estaba muerto? Y espero que no hayan olvidado a Mr. White, pues es su hija, la doctora Madeline Swann (Léa Seydoux), quien le da la clave a Bond sobre Spectre.

Como lo habrán adivinado, aquí es donde hablamos rápidamente de la cuota musical. Esta película es un dueto de Sams, uno en la dirección y otro en la canción. Writing’s On The Wall es el nombre del tema interpretado por Sam Smith. Fue ganadora al Óscar y un Globo de Oro como mejor canción original.

‘No Time To Die’

¿Qué se viene para la última película de Daniel Craig como James Bond? Bueno, pues muchas sorpresas pero, sobretodo, algunas incógnitas. La primera de ellas es su fecha de estreno, la cual fue aplazada hasta abril de 2021 esperando que si pueda cumplirse.

Bond ahora está más bronceado, todo gracias al sol tropical de Jamaica donde se encuentra disfrutando de su retiro como agente. Pero esas tardes de brisa marina deben ser cambiadas por un nuevo traje. Su viejo amigo de la CIA Félix Leiter va en busca de su ayuda, pero lo que empezó siendo el rescate de un científico no termina como se esperaba. Ahora, James Bond se debe enfrentar Safin (Rami Malek), un enemigo con una poderosa tecnología pero un concepto de heroísmo bastante alterado.

Otro de los misterios que queremos resolver es quién será el siguiente James Bond. Y aunque el nombre de Tom Hardy nos suena mucho, también le seguimos la pista a Henry Cavill. El actor británico, reconocido mundialmente por su papel de Superman en el Universo Extendido de DC, presentó el cast para interpretar a James Bond antes de que Daniel Craig fuera elegido. A pesar de haber sido la opción más fuerte, su corta edad no permitió que la elección se diera en su favor. Pero ahora, con 37 años y más experiencia puede que se gane la lotería para convertirse en el sucesor de Craig.

En una entrevista con Stuart McGurk de la revista GQ Cavill dijo:

“Si Barbara [Barbara Broccoli, productora de las películas de Bond] y Mike [el co-productor Michael G. Wilson] estuvieran interesados, sin duda aceptaría la oportunidad. En esta etapa, todo está en el aire. Veremos qué pasa. Pero sí, me encantaría interpretar a Bond, sería muy, muy emocionante”

Henry Cavill en GC Magazine

Y para cerrar con broche de oro, los dejamos con la canción oficial de la película dirigida por Cary Joji Fukunaga, interpretada por la nueva estrella de la música Billie Eilish.

Publicaciones Similares